Cusco & Machu Picchu Full

Un viaje full a la Ciudadela del Machu Picchu, donde le dedicamos 2 días completos quedándonos a dormir en Aguas Calientes. El resto del viaje se concentra en Cusco y sus alrededores, desde la fortaleza hasta las terrazas de Moray y las salinas de Maras. Pisac y Ollantaytambo. Nos dirigimos a la estación de tren de Poroy (Cusco) o de Ollantaytambo para viajar hasta el Machu Picchu. Hacemos una visita guiada al Complejo Arquitectónico de Machu Picchu por una senda que nos lleva a la inigualable ciudadela donde nos sorprenden las plazas, templos, depósitos, escaleras, fuentes de agua, andenes, puestos de vigilancia, cementerios… así como el templo del sol, el Intiwatana (reloj solar), en la parte más elevada del santuario. Las zonas que se visitan es la región agrícola constituída por una serie de terrazas dedicadas a cultivos y la otra región es la urbana donde se establecieron la mayoría de las actividades incaicas. El resto del viaje es prácticamente igual al programa Cusco & Machu Picchu Clásica, sólo dejamos de ver Pikillacta, Andahuaylillas & Tipón.

Cusco & Machu Picchu en 7 días

7 días - 6 noches

Cusco & Machu Picchu en 7 días

21 días - 20 noches

  • Alojamiento Base Doble con Desayuno de acuerdo a la categoría de hotel seleccionada
  • Traslados detallados en el itinerario
  • Excursiones regulares detalladas en el itinerario (excepto opcionales)
  • Tickets Aéreos de Cabotaje
  • Guía Bilingüe Español Inglés
  • Servicio de Emergencia 24 horas
  • Coordinación Permanente

Día 1 - Llegada a Cusco

Estaremos dándole la bienvenida en el Aeropuerto Alejandro Velasco Astete de Cuzco y nos trasladaremos al Hotel.

Día 2 - Conociendo Cuzco & Parque Arqueológico de Sacsayhuaman

Conociendo Cusco

Por la mañana salimos a recorrer la ciudad de Cusco, centro del imperio Inca, considerada Patrimonio Cultural de la Humanidad. Pasamos por la Plaza del Regocijo y la Plaza de Armas y San Blas junto a su bella iglesia que fue dedicada a la Santísima Virgen María, con su característico y peculiar pulpito. Cusco posee distintas galerías de arte. Aún conserva sus muros incaicos y las calles con piso de piedra que se mezclan con la arquitectura colonial. Se visita el Monasterio de Santo Domingo, que en el pasado fue templo Koricancha, el más importante templo Inca consagrado a la adoración del sol. Finalizamos el tour por la ciudad conociendo la Catedral construida en 1539.

Parque Arqueológico de Sacsayhuaman:
La Fortaleza de Sacsayhuaman, Q´enqo, Puka-Pukara y Tambomachay.

Visitamos la catedral, el “Qorikancha” o Templo del Sol y las cuatro ruinas que se encuentran en las proximidades de la ciudad del Cusco: La Fortaleza de Sacsayhuaman, Q´enqo, Puka-Pukara y Tambomachay.

Qorikancha fue el templo de culto más importante de la cultura incaica. El templo de Qorikancha está localizado a metros de la Plaza de Armas, en la Avenida del Sol que nos conduce hasta el monumento a Pachacútec. A pesar de su proximidad no es lo primero que vemos, antes se levanta el Convento de Santo Domingo. Qorikancha cuyo nombre original era Inti Kancha, señala que estaba consagrado al dios Sol (Inti), gran sector de sus muros se encontraban cubiertos de planchas de oro que con la llegada de los españoles fueron saqueados, antes de construirse el convento en el siglo XVII.

Apenas a tan sólo 2 kilómetros de Cusco se encuentra la Fortaleza de Sacsayhuaman. Se trata un monumental complejo construido en tre los siglos XIV y XV, se lo ha declarado junto a la ciudad de Cusco una de las Maravillas del Mundo. Es una obra ciclópea hecha y organizada por el hombre que habitó estas tierras andinas. Los incas tardaron más de 70 años en construirlo y más de 20.000 obreros trabajaron para extraer las piedras de las canteras, transportarlas y ubicarlas con la precisión con la que se pueden ver.

Luego vamos a Q´enqo: Se encuentra a 3 kilómetros de la ciudad sobre el cerro Socorro a 3.580 metros de altura y tiene una superficie cercana a los 3.500 m². Q´enqo era un centro ceremonial y de culto, donde los incas iban a adorar a sus dioses, posee un anfiteatro con diecinueve hornacinas y la entrada tiene forma de laberinto donde se dirigien a las galerías subterráneas. Etimológicamente la palabra significa laberinto o zigzag, se entiende que lo han bautizado con este nombre por los canales que tienen un trazo zigsagueante cuya función era transportar la sangre de las llamas sacrificadas.

Vemos la tercer ruina que se llama Puka-Pukara: Está más alejada de Cusco a 6 km de distancia, fue un centro de administración y militar ya que por su lugar estratégico era un puesto de control en los caminos del Inca. Cuando el inca llegaba a los Baños de Tambomachay, la numerosa cantidad de soldados se establecían en Pukapukara que era cuartel militar. Pukapukara se encuentra formada por plazas en su interior, baños, acueductos y un camino que enmarca el lugar. Se construyeron tres muros que tienen pisos irregulares. El primer muro presenta un trazado muy sinuoso con el objetivo de evitar que se corten las rocas irregulares y salientes. Si nos ubicamos mirando el norte y por detrás de la pared que da al exterior se pueden observar seis salas con tamaños disímiles, armadas irregularmente para que no puedan tocar las rocas de la pared. El segundo muro tiene por finalidad proteger la elevación central. Entre ambos muros vemos plataformas que apuntan al sudeste.

Finalmente nos dirigimos hacia la última ruina: Tambomachay, próxima a Cusco a 6 km y a 3.700 metros de altura y con una superficie de 440 m2. Se trata de un sitio arqueológico distante a 8 km al noreste de la ciudad de Cusco y muy próximo a Puka-Pukará, también conocidos como Tambo de la Caverna, eran los baños del Inca. Cumplían doble función: por un lado los baños predilectos del inca pero por otro lado constituían la base defensiva del Valle del Cusco. Está formado por una base de estructuras de piedras labradas, junto a acueductos y descensos de agua de manantiales y termas de los alrededores. Según la leyenda, se dice que era el coto de caza del Inca Yupanqui, indudablemente de ser cierto era una región con abundantes especies animales.

Día 3 - Maras & Moray

Vamos a conocer los restos arqueológicos de Moray, las famosas terrazas agrícolas de Moray, muy cerca del pueblo de Maras, en el Valle Sagrado de los Incas a menos de 40 km de la ciudad de Cusco. Fueron el verdadero laboratorio botánico del Imperio Inca. Son hoyos naturales con forma de anillos concéntricos muy extensos que usaron los incas para la agricultura. Cada hoyo o círculo comprende una terraza que se superpone a otra, formando círculos que se van ampliando, con canales de irrigación, es una forma de invernadero, el hoyo más grande tiene 150 metros de profundidad y el promedio de altura de los andenes es de 1,80 metros. Luego continuamos al pueblo de Maras para descubrir las minas de sal, usadas como intercambio económico desde aquellos tiempos hasta la actualidad. Hay 2.000 pozos relativamente chicos que demuestran que la montaña tiene sal. Se pueden visitar las minas de sal por un camino de herradura, en el mismo se pueden ver mulas que cargan los sacos de sal extraída de las salineras naturales.

Día 4 - Valle Sagrado de los Incas: Pisac & Ollantaytambo

Hoy dedicamos el día completo para visitar el Valle Sagrado de los Incas. Comenzamos yendo al mercado tradicional de artesanos de Pisac donde podemos ver diferentes obras de artesanía regional, donde se destaca los productos hechos en cerámica y lo textil, así como también el mercado indígena, donde asisten los indígenas de las distintas poblaciones de la zona para proveerse o vender sus productos. Pisac es uno de los poblados inca y colonial más lindos del Valle Sagrado de los Incas y es una parada obligada previa al camino a la Ciudadela del Machu Picchu. Exclusivamente los días domingos es la celebración de la Misa en Quechua con la presencia de los Varayocs o Alcaldes indígenas. Hay que consigerar que Pisac no es sólo famoso por sus ruinas de la época incaica y por su mercado artesanal, sino por ser centro espiritual del Valle Sagrado, un sitio donde se puede comprender la importancia de la medicina natural de los Incas.

Dejamos el mercado de Pisac para ir hasta el parque arqueológico de Ollantaytambo, próximo a menos de 100 km de la ciudad de Cusco, se trata de un extenso complejo agrícola, administrativo, social, religioso y estratégico militar con murallas y torreones de vigilancia en tiempos del Tahuantinsuyo, cuya función primaria era el control del Valle Sagrado de los Incas. Son en total 150 escalones que unen su planta más baja con su cumbre, donde se puede apreciar el fantástico tallados de las piedras, dedicadas al culto del agua como ocurre en el Valle de Cusco, en Tipón. Esto explica que este sitio fue el centro de las ceremonias dedicadas a purificar y adorar el agua. Ollantaytambo son una serie de terrazas superpuestas con impresionantes bloques de piedras labradas que se encuentran en la terraza superior o Templo del Sol. En el fondo los restos de Ollantaytambo son muestras del pueblo que Pachacutec ordenó construir cuando sometió a los pobladores originarios de esta región. El pueblo de Ollantaytambo se lo conoce como "Ciudad Inca Viviente" pues sus actuales habitantes viven respetando usos y costumbres que heredadon de sus ancestros. Ollantaytambo es la única ciudad inca que se sigue habitada por sus descendientes. La estructura y el diseño del pueblo inca original se puede ver en las quince manzanas que conforman el pueblo.

Día 5 - La Ciudadela de Machu Picchu: Primer día

Nos dirigimos a la estación de tren de Poroy (Cusco) o de Ollantaytambo para comenzar el tour a Machu Picchu. La ruta férrea de 112Km. de distancia entre Cusco y la estación de Puente Ruinas va paralela en dirección al cauce del río Urubamba, en su trayecto se puede observar la increíble y densa vegetación donde predomina la selva elevada y los imponentes nevados. El tren desciende hasta los 2.100 msnm pasando por dos túneles para frenar finalmente en la estación de Puente Ruinas en Aguas Calientes, donde tomamos los buses que nos llevarán hasta la ciudadela después de un recorrido de 8 kilómetros cuesta arriba en pleno ascenso en un traslado de apenas 20 minutos a través de la montaña y selva.

Comenzamos la visita guiada al Complejo Arquitectónico de Machu Picchu por una senda que nos lleva a la inigualable ciudadela donde nos sorprenden las plazas, templos, depósitos, escaleras, fuentes de agua, andenes, puestos de vigilancia, cementerios… así como el templo del sol, el Intiwatana (reloj solar), en la parte más elevada del santuario. Las zonas que se visitan es la región agrícola constituída por una serie de terrazas dedicadas a cultivos y la otra región es la urbana donde se establecieron la mayoría de las actividades incaicas. Pasado el mediodía estamos subiendo al bus para regresar a Aguas Calientes con la intención de almorzar (no incluído). Por la tarde nos alojamos en un hotel en Aguas Calientes.

Estación de Tren: Podemos comenzar nuestro viaje en tren desde la Ciudad de Cusco, empezando en la Estación de Poroy a 3.486 msnm y con un tiempo de 3 horas entre Cusco y Aguas Calientes o desde la Ciudad de Ollantaytambo en Estación de Ollantaytambo a 2.797 msnm y con una duración de 1 hora 40 minutos. Los trenes operan desde el mes de mayo hasta diciembre, ya que desde enero hasta abril inclusive es época de lluvias y se cierra por precaución.

Día 6 - La Ciudadela de Machu Picchu: Segundo día

Desayuno en el hotel. Nos levantamos temprano en Aguas Calientes para recorrer nuevamente por cuenta propia la ciudadela. Por la tarde regresamos a la ciudad de Cusco.

Día 7 - Regreso a Lima

Desayuno en el hotel. Traslado al Aeropuerto Internacional Alejandro Velasco Astete de Cuzco. Recepción en el Aeropuerto Internacional Jorge Chavez. Fin de nuestros servicios.


Consultar Reservar